3 de agosto de 2011

Dudas monstruosas (V): Si pueden engendrarse seres perfectos sin semen

Por el calor de el Sol y putrefacción de la materia pueden engendrarse sin semen no solo animales imperfectos, que esto es cierto (ver: Dudas monstruosas II), sino también los perfectos, como los caballos, bueyes, elefantes, y aun de el hombre, en cuanto al cuerpo siente lo mismo.
(...)

Respecto de el hombre aun tiene mucha menor dificultad, pues la imbecilidad de la criatura en la humana naturaleza palpablemente lo manifiesta, porque es tan grande así al tiempo de concebirse como después de nacida, que si la madre no la fomentase, sustentase y defendiese de las injurias de los celestes influjos, perdiera irremediablemente la vida en los mismos principios de ella.

Extraído de:
El ente dilucidado. Discurso único, novísimo que muestra hay en naturaleza animales irracionales invisibles, y cuáles sean (1676).

Una aberración de Fray Antonio de Fuentelapeña (1628 - 1702)

2 comentarios:

anónima dijo...

Hola 3003!!

Esto cada vez está más apasionante!!

Pero lo que me ha parecido más curioso ha sido algo que escribió un tal Juan Fragoso en su libro Erotemas Cirúrgicas de 1571.
Pues bien, nos dice:" El hombre(...)no difiere de la muger,sino en que tiene los genitales fuera del cuerpo.Porque haziendo anatomía de una donzella,hallaremos que tiene dos testículos,dos vasos de simiente,y la Madre,con la misma compostura que el miembro del hombre.Por lo qual,si en acabando naturaleza de fabricar un hombre perfecto,le quisiesse convertir en muger,no era menester más que bolverle a dentro los instrumentos de la generación.Y si hecha una muger la quissiese bolver varón, con echarle la Madre y testículos fuera, estava hecho..."

Resulta que el modelo orgánico masculino era considerado como el de mayor perfección.La naturaleza femenina obtiene un lugar en el mundo de los seres vivos a partir de su confrontación con el cuerpo del varón
Fuentelepeña nos decía:"porque la naturaleza siempre aspira a lo más perfecto"
Qué entenderá por perfecto nuestro enigmático fraile?

3003 dijo...

Hola anónima! Juan Fragoso era un sabio, eso está claro.

Y el Fuentelapeña...

Todos parecen gente ociosa, bien comida y un poco voyeurs de biblioteca.